Logo SPEND IN
Twitter Instagram Pinterest Facebook

 
 
 
PDF Version

art

El prometedor arte de Hayley Gibbs

De la Nueva Escultura nacieron algunos de los edificios más impresionantes de Gran Bretaña, hoy este movimiento de finales del s. XIX sigue siendo fuente de inspiración para importantes artistas como la escultora londinense Hayley Gibbs.

El prometedor arte de Hayley Gibbs

'Mesure twice, cut once’. Planear detenidamente para después actuar con determinación, es el consejo de su abuelo que la escultora Hayley Gibbs nunca olvidará y que condensa en unas pocas palabras su forma de tallar la piedra: “No hay dónde esconderse cuando se está tallando, tienes que mostrar decisión y confianza en cada acción. Las más pequeñas decisiones se evidencian en la estela del cincel”. Es precisamente la honestidad de la piedra lo que motivó a la escultora a dedicar un año entero a practicar la talla de este material, gracias a la beca ‘Queen Elizabeth Scholarship Trust’. No obstante, a lo largo de su prolífera trayectoria Hayley Gibbs ha trabajado con muchos otros materiales, como el poliestireno o la arcilla. Su pasión por el arte se fraguó desde pequeña viendo las obras de su madre en galerías y admirando la precisión y el detalle con que su abuelo acababa cada una de sus piezas, fuese un caballo de juguete o un hermoso reloj. “Mi familia es increíblemente creativa. De niños siempre nos animaban a jugar con materiales y a hacer dibujos”. Comenzó sus estudios de escultura en la Universidad de Brighton y continuó su formación en City and Guilds London School of Artla, donde estudió talla de de piedra arquitectónica y pudo perfeccionar sus habilidades de dibujo, que utiliza como herramienta para planear sus esculturas. Hoy Hayley Gibbs es una reconocida escultora independiente que ha trabajado para el Museo Británico, la Royal Ópera House de Londres o Louis Vuitton. Su última conquista ha sido el Castillo de Windsor, la capilla de George V muy pronto acogerá una escultura de la artista que representa la lucha eterna de la capilla frente a los elementos y el propio tiempo. “Que mi trabajo esté incorporado en un edificio tan importante y hermoso es un verdadero honor”. Con la intención de abrir un nuevo estudio en Londres y emocionada por participar en nuevas colaboraciones, Hayley Gibbs afronta con entusiasmo un futuro prometedor lleno de nuevos proyectos: “Mi reciente investigación sobre la escultura arquitectónica abrió mis ojos a algunas nuevas oportunidades emocionantes que tengo la intención de explorar”.